Una de las primeras cosas que se preguntan los usuarios al momento de comprar su vehículo, es a cerca del seguro que podrá contratar para el mismo, y así poder circular con tranquilidad. En este contexto vamos a hacer un acercamiento a cuáles son los factores que inciden al momento de calcular el precio de un seguro para un vehículo.

Nos motiva hacer el siguiente artículo principalmente la gran demanda de vehículos (sobre todo autos, motos y camiones) que ha tenido América Latina en los últimos 10 años, acompañado del crecimiento de pólizas de seguros de este rubro, entonces es allí donde nace la duda.

Primeramente para poder realizar correctamente el cálculo de un seguro de un automotor, se necesita saber los tipos de coberturas que ofrecen las compañías, los cuales varían de simples, intermedios y completos. A su vez a esta información se debe entrecruzar con las características particulares del vehículo.

Comenzando por la cobertura más simple, la misma es obligatoria para poder circular sin infringir la ley, a su vez la cual ofrece Responsabilidad civil y en ciertas compañías robo o incendio total.

Luego tenemos la póliza intermedia, la cual además de cubrir lo mismo que la simple, suma incendio y robo parcial a sus servicios. Por supuesto que el valor será más elevado.

La cobertura completa, por lo general llamada “Riesgo Total” responderá ante diversa cantidad de siniestros de los cuales podemos destacar:  Prestamos de auto sustituto en caso de reparación, por lo que en caso de dejar nuestro vehículo en un taller mecánico para realizar algún tipo de arreglo, la compañía nos facilita un reemplazo de iguales características por el tiempo que sea necesario; Responsabilidad Civil; Cobertura contra granizo: este tipo de cobertura es relativamente nuevo y uno de los servicios más solicitados teniendo en cuenta la inestabilidad climática que caracteriza a nuestro país en los últimos años; Robo o incendio total o parcial del vehículo; Rotura de cerraduras o cristales: En caso de robo, por más que el mismo no haya sido perpetuado, la compañía de seguro se hará cargo de las roturas existentes.

La otra información entonces que vamos a necesitar para llegar al precio, es la caracterización del vehículo a asegurar. Si bien entre las compañías puede existir alguna mínima diferencia al momento de solicitar información la gran mayoría lo que necesita es lo siguiente: marca y modelo del vehículo,  año de fabricación, zona en la que vive y/o trabaja, ocupación, edad  y sexo del conductor. Este último dato, si bien puede parecer insignificante, en la realidad tiene gran peso, ya que las estadísticas revelan que los hombres entre 25 y 35 años son los que más se ven involucrados en siniestros.

Para concluir con toda la información al respecto de este tema, vamos a hablar de la forma de contratación de las pólizas de seguros. En estos días se está utilizando nuevas maneras de contratar pólizas de seguro para el automotor, que es a través de páginas webs especializadas que aglomeran a distintas compañías. Completando un formulario sencillo se pueden obtener  diversos presupuestos para la cotización que el cliente necesita.

Para concluir podemos asegurar sin temor a equivocarnos que las empresas de la región que desde aquí vamos a recomendar debido a la calidad de respuesta y servicios ofrecidos al cliente son El Norte, Answer, Mercantil Andina, La Meridional, Mapfre, Allianz, La Meridional, Victoria Seguros, Liberty.